Foto: Getty

Por Valentina Calderón 

Cada vez se siente más cerca el inicio de la temporada 2021 de la NFL, la cual parece que será la más competitiva de la historia. Los jugadores ya comenzaron con entrenamientos obligatorios, y la duda sobre quién será el mejor jugador de cada posición comienza a nacer. La posición de receptor es de las más importantes en la ofensiva y de las más competitivas, aquí les dejamos a los mejores receptores para la temporada 2021 de la NFL.

En la primera posición, Davante Adams de los Green Bay Packers, quien tuvo la mejor temporada de todos los receptores en el 2020. Aaron Rodgers siempre busca a Adams en la zona de anotación, por lo cual lideró a la liga en anotaciones atrapadas, sumando un total de 18. El receptor abierto de los Packers debe de estar muy contento al ver a su quarterback presentarse a los entrenamientos, después de todo el drama e incertidumbre que había en la estancia de éste.

Puedes leer: El último gol de Messi vistiendo la playera del Barcelona 

El promedio de yardas recibidas que ha tenido Adams en los últimos 6 años es de más de 1,100 por temporada, la pasada terminó con 1,374 yardas en 115 recepciones, números que respaldan actuaciones impresionantes. Es uno de los receptores más productivos en la liga, y llega en su mejor nivel a esta nueva temporada.

En segundo lugar, DeAndre Hopkins quien entrará a su segunda temporada como receptor de los Arizona Cardinals. El receptor abierto registró el porcentaje más alto de atrapadas en su carrera, pues en su primera temporada en el equipo se convirtió en el objetivo principal del quarterback Kyler Murray.

Hopkins quedó en segundo lugar de atrapadas en la liga, y es muy bueno moviendo las cadenas, logrando la mayor cantidad de primeras oportunidades alcanzadas por un receptor en la NFL la temporada pasada.

En tercer lugar, Mike Evans quien fue clave para los Tampa Bay Buccaneers en la temporada que los llevo a ser campeones del Super Bowl. Evans podría parecer una sorpresa en esta lista, sin embargo, ha sido de los receptores más eficientes en la liga, logrando más de 1,000 yardas en 7 temporada consecutivas.

Teniendo a Tom Brady liderando la ofensiva de los Buccaneers, Evans ha mejorado su habilidad en la zona roja, acumulando 13 pases de anotación la temporada pasada, máxima cantidad en su carrera.

En cuarto lugar, Stefon Diggs quien fue el arma favorita de Josh Allen en la temporada sorpresiva que tuvieron los Buffalo Bills. El receptor finalmente logró llegar a un nivel de élite en su primera temporada con los Bills, logrando 1 535 yardas en 127 recepciones.

Logró liderar la liga en recepciones, yardas de recepción, y yardas de recepción por partido. Diggs se convirtió en el arma favorita de Josh Allen, pues es uno de los mejores receptores corriendo rutas y tornando jugadas que parecían no tener potencial, en jugadas con muchas yardas logradas.

En quinto lugar, Tyreek Hill quien es un receptor muy explosivo gracias a su rapidez y versatilidad para encontrar la zona de anotación. Recibió para 15 anotaciones, empatando el récord de la franquicia por anotaciones recibidas en una temporada.

Hill es el receptor más buscado por Patrick Mahomes, y juntos han logrado crear un régimen en la ofensiva, y buscarán llegar al Super Bowl por tercera ocasión consecutiva.

Estos receptores son de lo más entretenido que hay en la liga, pues en muchas ocasiones logran atrapar balones que parecían incachables y montar un espectáculo. Todos tienen una cosa en común: tener a los mejores quarterbacks de la NFL lanzándoles los balones. Veremos si Adams, Hopkins, Evans, Diggs y Hill cumplen con las expectativas que ellos mismos se crearon y si sí serán los mejores receptores de la próxima temporada.

Francisco González García

NACIONDEPORTES