Categorías: NFL

El efecto de Kevin Stefanski con los Cleveland Browns

Publicado hace el

Cuando alguien diga que un entrenador en jefe no es tan importante para tener éxito, debe de voltear a ver el caso de Kevin Stefanski con los Cleveland Browns, quien logró levantar a un equipo que estaba destinado al fracaso y que durante años demostró que era uno de los peores en la NFL.

Llevaban 18 años sin playoffs.

En la División Norte de la AFC hay 4 equipo, Pittsburgh Steelers, Baltimore Ravens, Cleveland Browns y Cincinnati Bengals. Todos han tenido sus momentos de gloria, los 'Cafés' han ganado 4 campeonato de la NFL, pero en más de 3 décadas, han estado muy lejos de conseguirlo.

Desde 2000, han tenido un total de 11 entrenadores en jefe y ninguno fue capaz de levantarlos. El más cercano fue Butch Davis en 2002 cuando avanzaron a playoffs, pero perdieron en el primer partido tras sufrir una dolorosa remontada por parte de los Steelers.

Te recomendamos: Toda la acción de la ronda divisional de los playoffs de la NFL

Te puede interesar: Enfrentamiento explosivo entre Baker Mayfield y Patrick Mahomes

Eso cambió en 2020.

Stefanski, ante Coordinador Ofensivo de Vikings, tomó la difícil tarea de despertar a un equipo de los Browns en los que ya nadie tenía esperanzas y apenas en su primer temporada, consiguió avanzar a playoffs, ganar el partido de comodines y estar en la ronda divisional donde enfrentarán a los Kansas City Chiefs, buscando dar la campanada.

Terminaron con marca de 11-5, asegurando un lugar en postemporada después de 18 años, pero sobre todo, el equipo de Cleveland tiene una nueva cara, una que no se les había visto en décadas. Dominan el ataque terrestre con Nick Chubb y Kareem Hunt, además de que cuentan con un renovado Baker Mayfield en los controles.

Quieren romper con esa mala racha.

El talento con el que cuentan ha sido clave para tenerlos donde están, pero la realidad es que todo se basa en lo que Kevin Stefanski ha hecho con los Cleveland Browns, porque levantar a un equipo que llevaba años en el fracaso, no es tarea sencilla.